¿Todos los gel íntimo son iguales?

Escoger un gel íntimo para la mujer aparentemente es sencillo, pero no todos los gel son sensibles a la naturaleza de la zona íntima de la mujer.

¿Cuál es el mejor gel íntimo para la mujer?

Esta es una pregunta que nos hacemos todas cuando vamos a la farmacia para pedir consejo farmacéutico, y nos encontramos con una gran variedad de geles de higiene íntima.

¿Todos los gel íntimo para la mujer son iguales? La respuesta rápida es NO, todos los geles no son iguales. Cada uno tiene una calidad diferente, pH diferente, una composición y unas indicaciones diferentes.

En primer lugar, debes saber que el pH de nuestra vagina cambia a lo largo de nuestra vida como mujer, e incluso varía dentro del mismo mes en función de nuestro ciclo menstrual.

Las bacterias que componen nuestra microbiota vaginal normal (Lactobacillus sp) producen ácido láctico que mantiene un pH vaginal adecuado creando una barrera de protección que impide el crecimiento de microorganismos patógenos. El pH vaginal en la mujer fértil en condiciones normales es ácido.

Como te decía, nuestro pH vaginal cambia según la edad de la mujer y su estado hormonal:

  • El pH vaginal hasta la pubertad, varía entre 6.8 y 7.0, por tanto podemos decir que es neutro.
  • En edad fértil, el pH vaginal oscila normalmente en unos valores entre 4.0 y 5.0, pudiendo experimentar ligeras variaciones durante el embarazo.
  • En la fase menstrual el pH está entre 6.8 y 7.2. Es un pH neutro o muy ligeramente ácido o muy ligeramente alcalino.
  • En la fase premenstrual el pH está entre 3.8 y 4.2, claramente ácido.
  • Durante el resto del ciclo menstrual el pH varía entre 4.0 y 5.0.
  • Con la llegada de la menopausia el pH vuelve a ser como en los comienzos de la vida de la mujer, varía entre 6.8 y 7.2.

Debemos tener siempre presente que la disminución de la acidez favorece la aparición o continuidad de las infecciones vaginales.

¿Qué sucede cuando el pH vaginal cambia?

El pH es un indicador del grado de acidez o alcalinidad de un producto o de una zona del cuerpo. Oscila entre 0 y 14, siendo 0 el valor más ácido, el 7 el valor más neutro y el 14 el valor más alcalino.

Las bacterias y hongos que forman nuestra microbiota vaginal deben estar en equilibrio. Cuidar nuestra microbiota vaginal nos ayudará a mantener una buena salud íntima. Un desequilibrio en el pH vaginal altera el equilibrio de la microbiota, produciéndose entonces un aumento de las probabilidades de infecciones y molestias vaginales.

Cuando usamos geles íntimos con pH no adecuado a nuestras necesidades, podemos causar sin quererlo un desequilibrio en la microbiota vaginal y provocarnos una infección vaginal.

Además, existen otras situaciones habituales que pueden alterar el pH fisiológico de la zona íntima: uso de sustancias químicas o tejidos que irritan o provocan reacciones alérgicas locales (espermicidas, látex, ropa interior de fibras sintéticas…); factores térmicos; traumatismos (rozaduras por el uso de prendas ajustadas); diabetes; uso de antibióticos de amplio espectro; anticonceptivos (preservativos, DIU, píldoras)…

Un pH vaginal alterado, produce picor vaginal, irritación y enrojecimiento así como la aparición de infecciones vaginales:

  • En caso de infecciones vaginales bacterianas (Gardenella vaginalis) o infecciones vaginales por protozoos (Trichomonas vaginalis), debido a que tienden a elevar el pH, la recomendación sería aumentar la acidez con un gel íntimo con pH 4,5 como Actifemme® Gel Íntimo, y combinarlo con un tratamiento de probióticos orales y vaginales, como Actifemme® DÚO.
  •  A partir de la menopausia, debido a la disminución de estrógenos y a la disminución de la concentración de lactobacilos, se alcaliniza el pH, pudiendo aparecer molestias secundarias a la sequedad vaginal e infecciones vaginales. En estos casos es muy recomendable disminuir el pH, acidificando el medio con un gel íntimo con pH 4.5, como Actifemme® Gel Íntimo.
  • Los hongos y levaduras que causan la candidiasis vaginal, entre los que destaca la Candida albicans, crecen en un pH próximo al de la vagina (4.2 – 4.5). En este caso, se recomienda disminuir la acidez a pH 6.0-8.5 usando un gel íntimo pH básico, es decir, superior a 7 y combinarlo junto con un tratamiento de probióticos orales y vaginales, como Actifemme® DÚO para acabar con la infección.

La principal defensa contra las molestias e irritaciones vulvo-vaginales es una correcta higiene intima diaria que ayude a mantener el pH vaginal adecuado.

Un buen gel de higiene íntima debe proteger, calmar, hidratar, desodorizar y regular el pH.

gel-intimo-mujer-higiene-ph-mejor-actifemme

Actifemme® Gel  Íntimo, el gel más completo del mercado. Protege, calma, hidrata, desodoriza y regula el pH de la zona íntima.

¿Quieres el gel íntimo más completo?

Venta en farmacias

ACTIFEMME GEL ÍNTIMO

Gel Íntimo para la mujer:

Si deseas más información sobre picor vaginal visita:

¿Necesitas consejo farmacéutico?

SI QUIERO CONSEJO
Actifemme Responde